Sin opinar: marzo 2015

31/3/15

Reseña: Por qué fracasan los países - Daron Acemoglu; James A. Robinson


Título original: Why nations fail
Autor: Daron Acemoglu; James A. Robinson.
Género: Economía.
Fecha de publicación: 2012
País: Estados Unidos

Sinopsis:
¿Por qué algunas naciones son más prósperas que otras? Nogales (Arizona) y Nogales (Sonora) tienen la misma población, cultura y situación geográfica. ¿Por qué una es rica y la otra, pobre? ¿Por qué los egipcios llenaron la plaza de Tahrir para derrocar a Hosni Mubarak? Por qué fracasan los países se propone responder a estas preguntas, con una nueva teoría convincente y documentada: no es por el clima, la geografía o la cultura, sino por las instituciones de cada país. A través de una gran cantidad de ejemplos históricos y actuales (desde la antigua Roma pasando por los Tudor y llegando a la China moderna) los profesores Daron Acemogluy y James A. Robinson demuestran que para invertir y prosperar, la gente necesita saber que si trabajan duro, se puede ganar dinero y, sobre todo, conservarlo. Ahí es donde entran en juego unas instituciones sanas y en las que poder confiar. Además los autores mezclan en este libro economía, política, historia y temas de actualidad para ofrecer una forma nueva, poderosa y persuasiva de entender todos los porqués de la riqueza y la pobreza.



Mi opinión: (Sin spoilers)


Por fin acabé el primer libro de este año. No ha sido de las lecturas que acostumbro a hacer, pero me dejó un buen sabor de boca, e irónicamente me dio un par de pinceladas de temas que quería leer hace mucho, por ejemplo la historia del mundo.

Pero primero lo primero, ¿de qué va “Por qué los países fracasan”? Sé que el nombre es muy sugerente y en sí, va de eso, de explicarnos por medio de una teoría que los autores idearon, los motivos por los que países aparentemente similares en una cantidad considerable de factores, resultan teniendo un desarrollo económico tan desigual entre sí. Es un ensayo de más de 500 páginas (son 539, creo recordar) donde viajaremos al inicio de todo los sucesos económicos, políticos y sociales que hoy tenemos; recorreremos la historia de medio mundo a través de una visión enfocada a probar la teoría que nos es explicada en los tres primeros capítulos, hasta que lleguemos (al final de libro) a los tiempos actuales, en donde ya tendremos claro qué dirección debe tomar un país que quiere renacer de las cenizas o simplemente evitar una drástica caída. (Eso sí, se aclara que no hay recetas mágicas y concretas. Todo está definido por una gran cantidad de factores que deben analizarse y adecuarse)

Pese a que el libro es bastante interesante y la narración generalmente resulta agradable, igual que muchos libros de este tipo, le sobran muchas páginas, haciendo que el lector se aburra una vez haya entendido el mensaje que los autores pensaban transmitir. Fácilmente pudieron dejar el libro en 300 páginas o un poquitín más. 539 páginas resultan excesivas y se acaba notando la constante repetidera, que aunque pretende reforzar los conocimientos a base de ejemplos, solo resta interés general. Incluso es posible saltarse varios capítulos sin perderse de nada relevante.

Si logramos superar este gran inconveniente y tenemos tiempo suficiente para leer la apasionante (no se niega que lo sea) historia del desarrollo económico, político y social del planeta que habitamos, nos encontramos ante un libro de calidad absoluta, el cual muestra una teoría sólida del porqué de la desigualdad mundial explicada de una forma que cualquier persona, independiente de su nivel de estudios, pueda entender el planteamiento principal y los sucesos narrados.

Es un libro que gracias al gran conocimiento que regala al lector merece 5 estrellas, sin embargo no logra mantener el interés debido a su exagerado alargue, y solo por ello le dejaré en 4 estrellas; como para ser un poquito justos, eh.

Calificación: (Del 1 al 5)

23/3/15

Reseña (anime): Monster


Hace más de dos meses que me aventuré con un anime que es considerado obra maestra por una cantidad de personas bastante considerable. Iniciarlo fue bastante complicado, principalmente porque desanimaba un poco al ser un anime largo; y por otro lado soy don superficialidad y la animación se me hacía muy siglo V. Finalmente el destino me quitó todos los “peros” que tenía y acabé devorando los 74 capítulos que tiene la serie en no más de dos semanas. Que sí, que soy un irresponsable por reseñarla 2 meses después de haberla visto, pero en este caso es muy justificado. Ya les explicaré el porqué.

Sinopsis:

La historia narra la vida de Tenma, un prometedor doctor que trabaja en un prestigioso hospital, que sin esperarlo se verá envuelto en numerosos y misteriosos crímenes.

Mi opinión:


Esta vez no voy a contar nada de la historia, o bueno, solo diré que el protagonista es el Dr. Tenma. Nada más. Ya he tomado la costumbre de contar un poco de la historia cuando reseño algo, pero aquí no podré; es un pecado que no estoy dispuesto a cometer. Y es que ver el anime sin saber absolutamente nada (o muy poco) de la historia es primordial para montarnos en la montaña rusa que nos prepara Monster. Porque, señoras y señores, no estamos ante un anime cualquiera, estamos ante EL anime.

Como siempre aclaro para este tipo de historias: No, el anime no tiene grandísimas escenas de acción que descresten al público. Y es que en vez de impactar con escenas de acción, Monster prefiere impactar con escenas cargadas de drama y suspenso. La historia va iniciando poco a poco, incluso a veces pensaremos “Uaaaa, qué cantidad de relleno” mientras esperas con paciencia ese momento que necesitas ver con urgencia o no tendrás paz mental, porque inicialmente los momentos de mayor tensión están separados entre sí por una considerable cantidad de episodios (aunque luego de cierto punto mantienes en tensión constante). Pero una vez has acabado la historia y recuerdas todo lo visto entiendes que nada es relleno, que ninguna escena sobra, que todo está perfectamente planeado para entregar una historia y unos personajes sumamente sólidos.

Y es que hasta los personajes son totalmente memorables. Desde el protagonista hasta esos personajes que solo aparecen un rato en los primeros capítulos. Han pasado meses y aún recuerdo con mucho cariño los personajes de un capítulo (el capítulo 9, por si se lo preguntan) que en su momento califiqué de relleno, pero que ahora viendo el bosque y no solo el árbol, catalogo como unos de mis personajes (y episodios, claro está) favoritos.

Visualmente, como he comentado previamente, no me llamó mucho… hasta que la historia reveló todas sus cartas. Increíblemente el estilo visual que tiene la serie no es mero capricho o gusto de los que están detrás de la historia, o al menos no lo veo así. Solo cuando entendemos la verdadera historia es que empezamos a apreciar la calidad visual. Porque créanme, cada capítulo me decía “¿Por qué lo hicieron de esta forma?” pero después de la mitad de la serie no podía dejar de decirme “¿Sería posible haber realizado tal historia con un estilo visual más común?” y la respuesta es sencilla: No. Monster no es un anime que haya pretendido ser una revolución visual en su época, sino un anime que buscaba usar todas las herramientas que podía tener a su favor para contar una historia con maestría. Por eso es que hoy defiendo a capa y espada el estilo visual que tiene, porque es ese estilo lo que permitió plasmar de manera tan fiel y realista la soledad, ansiedad, crueldad, locura, etc. que tiene la mente del ser humano. Claro que tiene cosas mejorables, pero es perfectamente pasable.

La música que nos acompaña durante la historia también es un deleite. Encaja perfectamente con cada escena que tengamos en pantalla. Como punto negativo, no parece haber un repertorio musical muy grande. O al menos yo noté mucha repetición de canciones, que aunque no me molestaba en absoluto, sí es algo bastante mejorable.

Un plus que encontramos al momento de querer ver Monster, es que está doblado al famoso “español de España”, perfecto para quien prefiera verlo en su propio idioma. Yo lo vi en el idioma original porque cualquier tipo de doblaje me produce mil enfermedades diferentes, pero he leído en varias webs que el doblaje es de buena calidad, entonces puede ser una opción bastante buena.

Ahora, la duda que falta por resolver es: ¿Por qué esperé tanto para reseñar? La respuesta está en todo lo que he hablado a favor de la serie. Reseñar algo nunca ha sido fácil, y menos si se intenta evitar spoilers, pero con Monster era más complicado, mucho más complicado. Cuando la acabé me dejó un sabor de boca tan bueno que no sabía si todo mi amor por esta era producido por algún gusto momentáneo o si era gusto real, de ese que dura años y años. Entonces decidí esperar unos meses hasta que mis emociones se aclararan un poco, porque no quería decir “¡OBRA MAESTRA!” a algo que quizá solo me gustó en el momento. Ustedes me entienden.

Al final, este anime resultó siendo mucho más de lo que esperaba. Con una historia compleja que revelará sus cartas poco a poco y unos personajes totalmente dignos de esta, Monster reclama sin ningún tipo de inconveniente ese puesto de “Obra maestra” que tantas personas le han otorgado. Son 74 capítulos que en conjunto logran rozar la perfección, y que sin duda quedarán guardados en nuestra memoria (y corazón) por mucho tiempo.

Calificación: (Del 1 al 5)



21/3/15

Desafío de lectura 2015

Cualquier persona que me conozca (o haya leído un par de post del blog en los que menciono esto) sabe que soy un poquitín incumplido con lo referente a las fechas. “Mañana tengo listo esto”, “La otra semana haré esto otro”, son unas de tantas frases con las que suelo engañar a medio mundo (incluyéndome). Y por esto mismo es que tengo (o espero tener) una leve excusa por venir a publicar 3 meses tarde el reto literario que asumí para este año. Pero bueno, ya no hay nada que hacer, entonces, pasemos a hablar de lo realmente importante.

Por allá en los primeros días de enero, mientras leía las webs literarias que suelo frecuentar me encontré con el 2015 Reading Challenge (más exactamente en este post, de Papel en blanco), inmediatamente recordé todo el lío mental que me hago cada vez que debo elegir mi próxima lectura, entonces viendo ese reto como la oportunidad perfecta para leer cosas un poco más variadas, decidí apuntarme.

Debo aclarar que muchos de los que se apuntaron a este reto lo tomaron de forma que un libro puede entrar en varias categorías, pero como soy un lector suicida, decidí que en mi caso debía leer un libro por categoría, porque la idea es aumentar la cantidad de libros que leo por año, no mantenerla igual. Por esto, se supone que este año leeré un total de 52 libros, ya veremos qué pasa.

Iré actualizando el post (con nombre del libro y link hacia la reseña) según vaya avanzando en el reto.
  • Un libro de más de 500 páginasPor qué fracasan los países.
  • Un romance clásico
  • Un libro que se convirtió en película El Señor de los Anillos: Las dos torres
  • Un libro publicado este año
  • Un libro con un número en el título
  • Un libro escrito por alguien menor de 30
  • Un libro con personajes no humanos
  • Un libro de humor
  • Un libro de autora femenina
  • Misterio o thriller
  • Un libro con una sola palabra en el título
  • Un libro de relatos cortos
  • Un libro ambientado en otro país
  • Un libro de no ficción
  • El primer libro de un autor popular
  • Un libro que no hayas leído de un autor al que adoras
  • Un libro recomendado por un amigo Ciudades de papel
  • Un libro ganador del Pullitzer
  • Un libro basado en una historia real
  • Un libro al fondo de tu pila de lectura
  • Un libro al que tu madre adora
  • Un libro que te dé miedo
  • Un libro de más de 100 años
  • Un libro basado en su portada
  • Un libro que se suponía que tenías que leer en el cole pero no lo hiciste
  • Una memoria
  • Un libro que puedas acabar en un día: ¿Quién se ha llevado mi queso?
  • Un libro con antónimos en el título
  • Un libro ambientado en un sitio al que siempre hayas querido ir
  • Un libro que salió el año que naciste
  • Un libro con malas críticas
  • Una trilogía
  • Un libro de tu infancia
  • Un libro con un triángulo amoroso
  • Un libro ambientado en el futuro
  • Un libro ambientado en el instituto
  • Un libro con un color en el título
  • Un libro que te haga llorar
  • Un libro con magia
  • Una novela gráfica
  • Un libro de un autor al que no hayas leído nunca
  • Un libro que poseas pero que nunca has leído
  • Un libro que tiene lugar en tu ciudad
  • Un libro escrito originalmente en otro idioma
  • Un libro ambientado en Navidad
  • Un libro escrito por un autor con tus mismas iniciales
  • Una obra de teatro
  • Un libro prohibido
  • Un libro basado o convertido en una serie de televisión
  • Un libro que comenzaste pero nunca acabaste

El post original del reto lo encuentran dando click aquí, por si desean verlo.

14/3/15

Reseña: El Señor de los Anillos: Las dos torres - J. R. R. Tolkien


Título original: The Lord of the Rings II. The Two Towers
Autor: J. R. R. Tolkien
Género: Novela. Fantasía Épica.
Fecha de publicación: 1954
País: Reino Unido

Sinopsis:
La Compañía se ha disuelto y sus integrantes emprenden caminos separados. Frodo y Sam continúan solos su viaje a lo largo del gran río Anudin, perseguidos por la sombra misteriosa de un ser extraño que también ambiciona la posesión del Anillo. Mientras los hobbits deben enfrentarse al horror de tomar graves decisiones a las puertas del País Oscuro, hombres, elfos y enanos se preparan para la batalla final con las fuerzas del Señor del Mal.






Mi opinión: 

(Sin spoilers de este libro, pero sí de la primera parte de la trilogía)


Una de las cosas que más detesto de leer sagas es el temor que siento cuando voy a leer la segunda parte, porque me conozco y sé que si no me gusta la segunda parte las demás (si las hay, claro) me gustarán menos. Me pasó con Delirium, con The vampire diaries y también con Los juegos del hambre; aunque con estos últimos solo me sentí desilusionado con Sinsajo, y gracias a ello en mi vida quiero que lleguen a continuar la historia (NO, Collins, ni se te ocurra). Por esto sufrí mucho leyendo Las dos torres. Pues, aparte de que la historia me hizo sufrir, el temor a un bajón de calidad no es que ayudara. Aunque… al final fue un temor totalmente injustificado, porque Las dos torres consigue superar con creces al inicio de la saga. Con creces.

Veamos. En La comunidad del anillo, quedamos en que La Comunidad se había separado, Frodo y Sam iban rumbo al apocalíptico Mordor para poder cumplir la tarea que les fue encargada, mientras que los demás se quedan al otro lado del río, a mitad del camino del destino original. Luego de ver la forma como el anillo sedujo a Boromir (no tenía malas intenciones, todo lo contrario, pero recurrir al mal para hacer el bien nunca es el camino) sabíamos que todo se complicaría. Muertes por aquí, muertes por allá, peligrosos viajes inesperados, nuevos encuentros, nuevos personajes entrañables y el retorno de viejos amigos, todo esto mientras la Tierra Media se prepara para la batalla contra esos distintos tonos de gris que componen al mal.

Si hay algo que el libro consigue es afianzarnos más la sensación de peligro que ya sentíamos desde la primera parte de la travesía. Incluso observaremos un par de épicas batallas (las escenas que más muero por ver de las películas) que lograrán recordarnos que la sombra se está extendiendo y el tiempo no es nuestro amigo en esta situación.

La segunda gran mejora que hallamos está en la narración. Sigue siendo un libro bastante denso, que no se leerá en una tarde; pero mejora el ritmo de la historia enormemente. Aún tenemos largas descripciones y a veces hasta situaciones que fácilmente se pudieron suprimir sin haber arruinado el hilo principal de la historia (eso sí, el suprimirlas restaría solidez al relato y a muchos personajes), sin embargo es mucho más digerible que su predecesor, haciendo que sea más fácil seguir la historia. La cual, por cierto, nos hará una cordial invitación a leer la última parte de la saga por medio de un final bastante inesperado.

Las dos torres cumple con creces el trabajo de mantener, e incluso potenciar, la historia, creando el camino perfecto para lo que promete ser un épico desenlace. Si te gustó La comunidad del anillo, es imposible que no ames Las dos torres. Así de simple.


Calificación: (Del 1 al 5)

6/3/15

Reseña (cine): Love, Rosie

Click para expandir información de película Título original: Love, Rosie
Año: 2014
Género: Comedia. Romance.
Duración: 102 min.
País: Reino Unido
Director: Christian Ditter

Rosie y Alex son los mejores amigos del mundo, pero se separan cuando Alex y su familia se mudan desde Dublín a América. ¿Podrá sobrevivir su amistad a través de los años y los kilómetros? ¿Serán capaces de arriesgarlo todo por el amor verdadero?









Mi opinión: (Sin spoilers)


No sé si ya lo he mencionado antes, demás que sí, pero aunque ya lo haya hecho lo volveré a decir: Tengo varias maestrías juzgando libros y películas por su portada y/o título. Y no es que esté muy orgulloso de ello, ¿pero es que a quién se le ocurriría ver una película llamada “Perdida”? Si no fuera porque sabía lo aclamada que era la historia, no me hubiera atrevido a ver la película, porque el nombre me suena a película romántica empalagosa. Y lo mismo me pasó con “Love, Rosie”, con la diferencia de que esta no la acabé viendo por conocer la fama que tenía la historia, sino porque mi amadísima amiga Kelly (saluda a la cámara, Kelly), a la cual espero algún día tener como autora invitada por estos lados, me la recomendó un par de veces. Solo cuando se puso seria y un poco agresiva, como a la centésima recomendación, accedí a verla. Y pues, qué puedo decir… ah.

Pero como siempre, a lo que vamos. La película inicia en la actualidad. En una escena que no dice mucho pero tampoco dice poco, donde vemos a Rosie diciendo “Se supone que hoy sería uno de los días más felices de mi vida…” y no diré más, porque la historia aún no se irá por ahí. Primero haremos un viaje en las memorias de Rose, 12 años atrás, que es cuando su verdadera vida inicia.

No sé qué más podría contar sin acabar revelando todo. No es una película que se marque una gran historia, no posee grandes giros ni situaciones memorables; es una historia bastante normal. Sin embargo, parece que el equipo detrás del largometraje era consiente de este punto débil y decidieron disimularlo con otros factores mucho más controlables. Por ejemplo, la hermosa fotografía, la perfecta banda sonora y/o el muy acertado cast; sobretodo Lily Collins, que nunca me cansaré de verla.

Además de estos puntos fuertes, el ritmo de la historia es bastante bueno. No se estanca en ningún momento. Nunca logra aburrir y todo pasa tan rápido que no te da tiempo de predecir la próxima escena que vendrá, porque aunque hacerlo y acertar sería bastante fácil, la misma película engancha tanto que te impide siquiera hacer el esfuerzo de hacerlo. Durante la hora y media que dura la película lo único que se te pasará por la mente serán las distintas opiniones que tengas sobre la vida de nuestra protagonista. Y no dejemos de lado el tinte de comedia que posee la cinta, porque debo admitir que está muy bien dosificado en toda la historia. Hasta tendremos una escena que quizá nos saque una carcajada, e incluso que nos quede en la memoria durante mucho tiempo, porque en mi caso así es.

El único punto negativo que me decepcionó y perturbó (mucho) fue el asunto del maquillaje. En Sam y los demás personajes está bastante bien. Es totalmente creíble el transcurso de los años que presenciamos en pantalla, pero en la protagonista el fallo es bastante grande. Rosie de 30 años y Rosie de 18 años se ven iguales. Como si se hubiera acostado con 18 y al día siguiente haya decidido que ya tenía 30. La otra parte de este comentario la dejaré en una caja de spoiler para no arruinar nada.

¿Cómo es posible que al hacia el final la mamá y la hija parezcan hermanas? O sea, yo entiendo que eso en la vida real suele pasar, de hecho hasta a mí me sucede, que creen que mi mamá es mi hermana. Pero es que me perturbaba demasiado saber que Rosie, que parecía de 15 años, fuera la madre de una niña de 12 años. Qué pena. Pero no. Al final de todo mejora un poco con el corte de pelo. El pelo corto le hace ganar un par de años (aunque tampoco es que gane 12, eh) y todo se soluciona un poco. La escena después durante la boda de Alex, cuando Katie sale corriendo y Rosie va a rescatarla se siente más acorde al tipo de relación familiar que poseen ellas dos. Pero las anteriores se sentían (y veían) más de hermanas que de cualquier otra cosa. Es como lo que pasó con Harry Potter. Solo que aquí es imperdonable.

“Love, Rosie” es una película que a pesar de encajar en “Comedia romántica” logra estar muy por encima de las películas de este género. Con un estilo visual bastante bonito, unas actuaciones adecuadas y una historia tierna pero nada novedosa, puedo asegurar sin miedo alguno que esta es una de las películas más recomendadas para ver con el único fin de entretenerse un rato y quizá sacar una poquito de inspiración para la vida. Pero si lo tuyo son las películas con una historia compleja y sólida cargada de escenas memorables, corre lo más que puedas de “Love, Rosie”, porque la acabarás odiando.

Calificación: (Del 1 al 5):